Entrevista con Miguel Azcue

Tránsitos-Habana: desde una Crisálida al arte de lo colectivo

Mayté Madruga Hernández • La Habana, Cuba

Foto: Antonio E. González

Crisálida, creación coreográfica de Miguel Azcue —codirector de la compañía Memory Wax— junto con los bailarines de Danza Retazos, es uno de los tantos productos creativos resultantes de las jornadas de intercambios entre artistas escandinavos y cubanos, Tránsitos-Habana.

Por tres años consecutivos el evento llegó a la sede de Las Carolinas para mostrar tanto procesos artísticos en colectivo como obras individuales de artistas invitados.

Imagen: La Jiribilla

En este 2015, su cuarta y última edición, Tránsitos se suma a los 20 años del “Callejero”, pero lejos de fundirse se expande y aprende, pues en ese sentido trabajan Azcue y todos aquellos que se han visto involucrados en hacer de la danza un lenguaje de unión con otros.

Durante estos cuatro años de Tránsitos-Habana se ha hablado de la preparación de los bailarines mediante el intercambio de experiencias y los cursos; pero poco se ha hablado de la preparación que han recibido técnicos, no solo de Retazos sino de diferentes teatros de La Habana. Me gustaría que comentara sobre esto.

Siempre hemos tratado de que estos talleres no se queden en el aire, sino que se implementen en las coproducciones que hacemos, que ese conocimiento quede como una herramienta para desarrollar el producto artístico.

Se han realizado muchísimos cursos, no solamente para los bailarines, quienes han recibido talleres de coreografía, de movimiento, de música; también se han organizado talleres de luces, de música —enfocado en los aspectos técnicos—, programas de control de sonido, de luces, de proyección. Todos incorporan técnicas nuevas que tratamos de introducir para ampliar oportunidades y facilitar muchos procesos. Primero, estaría esa técnica básica; pero después se presentan muchas oportunidades de trabajo. Siempre hemos tratado de que estos talleres no se queden en el aire, sino que se implementen en las coproducciones que hacemos, que ese conocimiento quede como una herramienta para desarrollar el producto artístico.

Este año, el Callejero incluye en su celebración por los 20 años a Tránsitos-Habana y DVDanza ¿Qué retos implica unirse a un evento tan grande como este?

Al juntar varios eventos, es más lo positivo que lo negativo. Existen retos como que el evento no desaparezca totalmente dentro del contexto del  Callejero, que es muy extenso. Hemos logrado una cooperación con la Fábrica de Arte Cubano (FAC), lo que lo hace más visible. Pero también es muy productivo que los artistas se involucren con dos festivales, y quien viene a Tránsitos-Habana vea cómo se lleva la danza a la calle, el teatro o la música; que colabore de manera improvisada, de forma espontánea, con artistas locales. Hemos logrado combinar ambos festivales, y al mismo tiempo, mantener la identidad de Tránsitos…

En una entrevista anterior, Ud. aclaraba que el coreógrafo se convierte en un líder quiéralo o no. Dentro de este rol, ¿qué papel juega la creación horizontal que implique al bailarín en el proceso coreográfico?  

Me parece que es la forma de trabajar, cómo uno enfoca el trabajo, qué espacio le da al bailarín para que se sienta involucrado en la creación, cuáles herramientas es capaz de darle uno a la persona para que tenga un marco de trabajo definido, en el que pueda al mismo tiempo crecer y aportar sus propias experiencias, conocimientos, sentimientos y que se sienta dueño de ese proceso de creación, que sienta que esa creación es parte también de ellos, que viene de ellos. Este es un buen método de trabajo y un buen compromiso de trabajo donde todo el mundo se siente involucrado.

Pero también es muy productivo que los artistas se involucren con dos festivales, y quien viene a Tránsitos-Habana vea cómo se lleva la danza a la calle, el teatro o la música; que colabore de manera improvisada, de forma espontánea, con artistas locales.

¿Qué papel ha jugado la colectividad en Tránsitos-Habana?

Ha sido una parte muy importante, porque propiciamos muchísimo los encuentros y las colaboraciones, muchas veces espontáneas, otras muy planificadas. Le damos mucha importancia al encuentro, al intercambio de conocimientos, porque enriquece a todo el mundo. Ese intercambio de ideas, de formas de hacer, ese contraste de opiniones —porque no necesariamente todo el mundo coincide—, te hace revalorar tus propios conocimientos, tus métodos de trabajo.

Crisálida es una obra que mezcla y toma de varios lenguajes artísticos ¿cómo se desarrolló este proceso de creación?

El proceso se fue dando un poco por esta experiencia “Retazos Evoluciona”, donde se ha involucrado a muchísima gente. Hemos aprendido a colaborar, a que todo el mundo tiene algo que decir y aportar. Esta concepción de la creación artística se materializa en la obra, donde hemos decidido aprender de la pantomima, de artes marciales, de canto, de alpinismo. A través de una serie de talleres hemos recopilado material para recrear una nueva identidad. Hemos tomado características de diferentes técnicas, culturas, porque hay también folclor cubano, para intentar crear un mundo nuevo.

Imagen: La Jiribilla

Es casi un hecho que Tránsitos-Habana es solo una etapa, que aún quedan muchos proyectos por ejecutar…

Es evidente que queda una huella, queda un precedente y una memoria. Mucha gente que vino el primer año regresa también al Callejero. Linda Nosdmburg, quien vino en el primer año, regresa pues le quedó una añoranza, la inquietud de explorar aún más.

Hemos ido dejando en todo estos artistas escandinavos que han participado una experiencia muy especial, pues no solo vivieron un intercambio artístico, sino que fue un poquito más allá.

Esto no acaba aquí; es solo una plataforma para otras cosas que sucederán en el futuro. No sé de qué manera, hay que replantearse y ver nuevas opciones, pero la semilla está ahí.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato