Concluye Bienal habanera con muchas luces y poquísimos lunares

Octavio Borges • La Habana, Cuba
Lunes, 22 de Junio y 2015 (4:13 pm)

La XII Bienal de La Habana concluye hoy con un saldo muy positivo y casi ningún yerro, sobre todo en lo tocante a la atracción de un público multitudinario y diverso. Con especial énfasis en el aspecto de interacción social del arte, esta vez se quiso vincular al ciudadano común a las exposiciones, por lo que acciones artísticas desbordaron museos y galerías e invadieron calles, plazas, parques, barriadas y otros muchos lugares no habituales para ese tipo de contacto directo.

A eso súmese la cantidad de críticos de arte, galeristas, artistas y aficionados de casi todo el mundo, quienes desde el 22 de mayo pulularon por la capital cubana y vivieron la experiencia -increíble en otras bienales del mundo- de convertir las artes plásticas en fenómeno masivo e atracción.

Baste mencionar que La Habana, acogió y tributó honores a verdaderos gigantes contemporáneos de las artes plásticas, como el estadounidense Joseph Kosuth, el italiano Michelangelo Pistoletto, el francés Daniel Buren y el mexicano Gabriel Orozco.

Según opinión del Ministro de Cultura cubano Julián González, vertida en exclusiva a la AIN, la XII Bienal supera, indudablemente, todas las expectativas. González explicó que eso se debe a la calidad de los artistas cubanos, su extraordinaria consagración y entrega, para poder presentar las obras que cada cual creó, en una demostración suprema de talento, evidencia de la calidad del arte que se produce en Cuba.

Lizeth Galván Cortés,  directora general de cooperación educativa y cultural de la Cancillería de México, declaró sentirse fascinada con esta cita, que no se compara con otras, a nivel internacional, porque es única, abre espacios y establece unos diálogos en el ámbito mundial en momentos de coyunturas para el Gobierno Cubano.

Luis Gomes, alcalde de Vila Real de San Antonio, Portugal, afirmó por su parte que este evento es un ejemplo de expresión popular democrática. El arte está disperso por toda La Habana, dentro de las casas de las personas, señala visiblemente emocionado, y dice que para él es un momento de aprendizaje.

Llevo muchas ideas para aplicarlas en Portugal con la ayuda del Ministerio de Cultura de Cuba, asegura y añade que hay que tornar al arte popular, porque en Europa solo es cuestión de élites.
Entre las sombras evidenciadas están el vandalismo sufrido por algunas obras en el Malecón habanero, dañadas intencionalmente por un grupo de personas inciviles que alertan sobre la necesidad de proteger más las piezas en próximas ediciones.

Otro aspecto desfavorable señalado por críticos y especialistas fue el poco claro concepto curatorial de la mega muestra nacional Zona Franca, en la cual convivieron, sin orden ni jerarquía, lo mismo consagrados que artistas emergentes, como en una feria comercial o un cajón de sastre donde se arroja todo mezclado.

Fuente: AIN

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato