Nuevos pasos para salvaguardar el patrimonio subacuático cubano

Narmys Cándano García • La Habana, Cuba
Fotos de Internet
Miércoles, 15 de Julio y 2015 (12:46 pm)

Uno de los acontecimientos más significativos del evento científico Simposub realizado en Santiago de Cuba del 1ro al 4 de julio, fue la declaración de Monumento Nacional al Parque Arqueológico Batalla Naval, hecho que marcó de un punto de partida importante para trazar la política sobre el patrimonio subacuático del país.

Imagen: La Jiribilla

Durante una conferencia de prensa en La Habana, la Presidenta del Consejo Nacional de Patrimonio del Ministerio de Cultura, Gladys Collazo, informó que la Oficina Regional de Cultura de la UNESCO apoya las acciones desarrolladas por diferentes instituciones como el Consejo Nacional de Cultura para proteger el vasto patrimonio de la nación.

Los esfuerzos de la UNESCO también van dirigidos a frenar el expolio del patrimonio y recuperar una memoria colectiva. Se trata de crear conciencia sobre la importancia de dedicar medios a la conservación de ese patrimonio, comprendido como una fuente también de conocimientos.

Con ese fin los proyectos que esa entidad de la ONU ayudará a financiar y asesorar buscan involucrar a las comunidades en las acciones de conservación, crear empleos, generar ingresos; así como promover un turismo y un desarrollo sostenibles.

La conservación y protección del patrimonio se concibe como un recurso propio de un país con valor económico e identitario, el cual genera construcciones sociales gracias a la identificación de las comunidades con esos bienes.

Se trata de recuperar una memoria colectiva y resucitar la importancia de los hechos a través del patrimonio.

Imagen: La Jiribilla

El Doctor Vicente González, especialista del Centro Regional para la Política de Protección del Patrimonio subacuático en Santiago de Cuba expresó que la Isla tiene decenas de naufragios y pecios (objetos a la deriva) en sus costas sin investigar, por lo que se debe hacer un inventario en todo el país para confeccionar una carta arqueológica. Además, se debe proyectar un plan de manejo para la conservación de esos recursos unidos al patrimonio natural para lo que se espera convocar a profesionales de todo el país.

Definió la tarea como “un compromiso con el futuro de la sociedad”, y afirmó que es un reto “trabajar con las comunidades donde están esos sitios arqueológicos para que las mismas se conviertan en protectoras, a fin de borrar de su imagen el expolio y destrucción”.

González consideró que quedan tareas de formación comunitaria, de especialistas, informar a los decisores y darles herramientas teóricas para trabajar.

El también buzo y arqueólogo anunció a La Jirbilla que en el mes de diciembre se inaugurará en Santiago la exposición Arte bajos las olas, donde se mostrarán proyectos artísticos dedicados a la protección de la biodiversidad y los ecosistemas marinos.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato