Discurso de la Excelentísima Señora Ministra de Cultura de Angola

Nos corresponde retomar, revivir y fortalecer
los lazos que nos unen

Rosa Da Cruz e Silva • La Habana, Cuba

En la 22 Edición de la Feria del Libro de La Habana, Angola regresa a Cuba después de haber participado en dos ocasiones consecutivas, y en esta oportunidad lo hace en calidad de país invitado de honor.

Permítanme de esta forma manifestar nuestro regocijo y alegría por el lugar prestigioso que ocupa Angola en esta importante tribuna cultural, además de aprovechar la oportunidad para expresar mis más profundos agradecimientos al Gobierno cubano, en la persona del Ministro de Cultura, Rafael Bernal, quien ha recorrido con nosotros este camino. Hemos trabajado con ahínco para que llegase a Cuba esta expresiva e importante delegación cultural angolana que tiene por objetivo dar nuevos impulsos a las relaciones culturales con el pueblo hermano de Cuba. Angola regresa y trae en el equipaje una diversificada lista de bienes de su cultura material e inmaterial. No nos podemos olvidar, de ninguna manera, del primer gran paso que dio el entonces Ministro de Cultura -hoy asesor del Excelentísimo Presidente de la República-, Abel Prieto, quien después de su primera visita a Angola animó e impulsó nuestros debates para relanzar las relaciones culturales entre nuestros dos pueblos. En este sentido, fue posible concebir un programa ambicioso que nos honra cumplir y que es la razón por la que estamos aquí nuevamente.

Imagen: La Jiribilla

A nuestra querida Presidenta del Instituto del Libro, Zuleica, por la oportunidad que nos ha dado, sobre todo en el vasto plan editorial, nuestro reconocimiento por el compromiso en la ejecución de esta enorme tarea que constituyó la traducción al español de 18 títulos de los más prestigiosos escritores angolanos.

Todos sabemos cuán profundas son las relaciones entre Cuba y Angola, desde los tiempos más remotos de la agitación de barcos negreros en los mares del Atlántico que trajeron al Caribe -miles de africanos entre los cuales algunos se alistan en los espacios políticos que conforman la Angola de hoy-, y que han sufrido aquí diferentes tipos de modificaciones, contribuyendo al estado actual de la cultura cubana.

Nos corresponde, entonces, la tarea de retomar, revivir y fortalecer los lazos que nos unen.

Si por una parte tales hechos corresponden a los lazos históricos de ayer, el programa concebido para que Angola participe en esta Feria constituye una nueva perspectiva para los días de hoy. Esto contribuye, en gran medida, al progreso que hemos venido desarrollando para internacionalizar la cultura y la literatura angolanas. Por otra, si el nombre de Angola es archiconocido en Cuba, por la participación cubana en el proceso de liberación nacional -sobre todo por la sangre derramada en suelo angolano en las duras batallas contra nuestros enemigos-, así como por la contribución a mantener la integridad territorial de nuestro país y la paz que hoy vivimos; en verdad, la realidad cultural angolana y el estado actual del país pudieran no ser del conocimiento del público en general.

Creemos que la literatura angolana traducida y editada ahora por editoriales cubanas, podrá ser una buena contribución para que se modifique la realidad conocida, así como para que se profundicen los vínculos culturales entre nuestros dos pueblos, lo que también se hará a través de las diferentes actividades culturales que tenemos el honor de traer a este país hermano.

Fuimos seleccionando autores, ensayistas, artistas y obras de referencia de diferentes generaciones, representativas de algunos elementos originales de la cultura angolana, que esperamos encuentren la mejor acogida por parte del pueblo cubano y de los visitantes que concurren a esta maravillosa ciudad de La Habana para la ocasión.

Imagen: La Jiribilla

También aprovechamos la oportunidad para que se reencuentren con Cuba muchos de aquellos que aquí estudiaron; combatientes que estuvieron en la misma trinchera en Angola y artistas cuya carrera, sin duda alguna, estuvo marcada por la presencia de artistas cubanos en Angola. Muchos de ellos hoy son de renombre internacional y su obra, en cualquier escala, no dejó de estar marcada por su presencia en nuestro país.

Traemos pues, de regreso, la contribución cubana al desarrollo cultural de la Angola de los días de hoy.

Conscientes de que por esta vía alcanzaremos nuestros objetivos, así como el fortalecimiento de nuestra amistad y solidaridad, reitero de este modo nuestro deseo de que lo que exponemos aquí se corresponda con la expectativa del pueblo cubano y de todos los visitantes a este certamen.

¡Viva la amistad entre Angola y Cuba!

Muchas gracias.   

Discurso de la Excelentísima Señora Ministra de Cultura de Angola, Doctora Rosa Da Cruz e Silva, en ocasión de la 22 Edición de la Feria Internacional del Libro. Cuba 2013.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato