Regino E. Boti: El regreso del poeta

Foto: R. A. Hdez

Cien años cumple este 2013 Arabescos mentales, el primer poemario de Regino E. Boti. La reedición de este título por Ediciones Unión funciona como homenaje y recupera para las generaciones de hoy una de las voces que marcó, junto con Agustín Acosta y José Manuel Poveda, la renovación de la lírica cubana a inicios del siglo XX.

Imagen: La Jiribilla

El volumen fue presentado este sábado 23 de febrero en la Fortaleza San Carlos de La Cabaña, sede principal de la 22 Feria Internacional del Libro, junto al epistolario Cartas de aquí y allá. 1905-1921, publicado por la Editorial Oriente.

Boti era un erudito para su época, sentenció la escritora Ana Luz García Calzada en la presentación. Sin embargo, es uno de los menos estudiados y conocidos entre los poetas cubanos de las primeras décadas del 1900, a pesar de sus contribuciones a la evolución poética cubana.

En el ensayo introductorio al poemario, titulado “Yoísmo”, el autor introduce una autocrítica de su propia condición estética y ética, a modo de manifiesto programático. Su contemporáneo José Manuel Poveda opinó que Boti supo aislarse en su “universo de emociones y visiones” para “adquirir su propia voz” y dar a la Patria melodías nuevas.

En este poemario se presentan “las coordenadas fundamentales que regirán el desarrollo posterior de la poesía del guantanamero: el regusto por el paisaje y por la filosofía, tanto como hallazgos lingüísticos y metafóricos, y exploraciones usadas en el reino de Eros”, escribe García Calzada en el prólogo.

Arabescos… dio a conocer al guantanamero de 33 años en el panorama literario nacional como innovador poético. Su obra lírica marchó del modernismo a la vanguardia en los libros El mar y la montaña (1921), La torre del silencio (1926), Kodak ensueño (1929) y Kindergarten (1930). Fue además ensayista, pintor, pedagogo y periodista, y alcanzó una notable influencia entre la intelectualidad de su tiempo.

Fruto de ese intercambio con algunas de las personalidades más prominentes de su época aparece Cartas de aquí y allá…, compilado por su hija Florentina R. Boti, su nieto Regino R. Rodríguez y Pilar Cardet.

El investigador Sergio Chaple, quien ha estudiado a fondo la obra del poeta y trabajado su epistolario desde la década del 70, reconoció que la presente selección ilumina sobre aspectos poco conocidos de este intelectual, entre ellos que fue él quien da a conocer en 1921 la primera edición de La Edad de Oro de José Martí, en América Latina

El trabajo que inició Florentina Boti en la papelería de su padre lo presenta en relación con la cultura cubana y su literatura. Aparecen epístolas cruzadas con Agustín Acosta, Alfonso Camén, Arístides Sócrates Nolasco, Bonifacio Byrne, Conrado Massaguer, Domingo Figarola Caneda, Emilio Roig, Enrique Serpa, José Manuel Poveda, Enrique José Varona, Félix Lizaso, Fernando Ortiz, Hilarión Cabrizas, Jorge Mañach, José María Chacón y Calvo, Max Henríquez Ureña, entre muchos otros.

Según consigna en el prólogo el investigador Juan Carlos Zamora Delgado, el libro constituye “una privilegiada ventana para asomarse a una época de la cultura cubano-latinoamericana, y simultáneamente el espíritu y la obra de un poeta pensante que supo ser, como dice su nieto evocando lecturas juveniles de Dumas, uno para todos, y despertar la atención de todos para uno en el sueño común de rehacer la nación desde la palabra”.

Referentes anteriores de este libro se encuentran en los epistolarios Boti-Poveda, Edit Arte y Literatura 1977, Boti-Marinello, Boti-Guillén, Oriente 1985, y Regino Boti, cartas a los orientales, Letras Cubanas 1990.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato