Gran concierto pianístico

Eusebio Leal Spengler • La Habana, Cuba

Rescatar y difundir el arte musical ha sido una de las premisas de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana, a la par que tiene lugar la gesta restauradora de los bienes muebles e inmuebles, de manera que el patrimonio material y espiritual se retroalimenten para revivificar la nueva ciudad antigua. A la música se consagran los cuatro espacios de concierto que radican en el Centro Histórico, de los cuales, la más reciente Sala Ignacio Cervantes y la más añeja Basílica Menor del Convento de San Francisco de Asís, serán escenarios del I Encuentro de Jóvenes Pianistas.

Imagen: La Jiribilla

Esta propuesta de programa integral dedicado al piano en La Habana Vieja, ha sido orquestada por el reconocido pianista y profesor cubano Salomón Gadles Mikowsky, y coordinada por el Gabinete de Patrimonio Musical Esteban Salas, que dirige la musicóloga Miriam Escudero, así como por la Dirección de Gestión Cultural. El piano ha sido en Cuba uno de los instrumentos que más ha legado obras de valor patrimonial: además de las piezas de Cervantes, conservamos las creaciones de Manuel Saumell y Nicolás Ruiz Espadero, compositores con ese espíritu criollo y nacionalistas que convirtiera a la contradanza, en el siglo XIX, en un medio identitario de expresión. Precisamente, en el marco de este evento tendrá lugar la presentación de la reedición cubana del texto Ignacio Cervantes y la danza en Cuba, del propio Gadles Mikowsky, a cargo de Ediciones Boloña, “la primera obra en la que se hace el estudio más abarcador de sus danzas para piano en el contexto general del siglo XIX”, según constata su prologuista, Radamés Giro.

A la generosidad del amigo Salomón debemos la donación del piano Steinway de la Sala Ignacio Cervantes así como la restauración del instrumento que perteneció a Harold Gramatges, a cargo del consagrado mecánico y afinador Nelson Puig. Y ahora, como fruto de su amor a Cuba, durante 16 días el piano será protagonista absoluto de conciertos interpretados por jóvenes de diversas nacionalidades: Cuba, China, Rusia, España, Corea del Sur, Bielorrusia, Egipto y EE.UU., todos ellos multilaureados en concursos internacionales y en su mayoría alumnos del maestro Mikowsky. El programa lo integran tanto obras obligadas de concurso, como repertorios cubanos entre los que destaca la integral de las danzas de Ignacio Cervantes que estará a cargo de la talentosa y joven China Wenqiao Jiang, de apenas 15 años de edad, y clausurará con un concierto a cuatro manos de Aldo López-Gavilán y Harold López-Nussa.

Sirvan estas palabras mías como un preludio a este gran concierto pianístico que hará vibrar los espacios consagrados a la música del Centro Histórico.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato