Rutas y andares, para conocer nuestra ciudad

Viernes, 21 de Junio y 2013 (4:09 pm)

Cada ciudad exige vivirla de maneras diferentes. Vivir sin conocer nuestro espacio es pecado. Nada más tentador que empaparnos de sus olores y sonidos, replegarnos ante sus habitantes, rendirnos ante sus fantasías. Recuperar la memoria histórica de una ciudad es tránsito y fabulación por lo ausente, lo restaurado y lo cimentado; es a la vez la creación de un nuevo sitio que se construye desde los sueños.

Ser románticos, sin desentenderse ni avergonzarse, siempre sobre la base de fuertes objetivos socioculturales y educativos, es la línea guía del proyecto Rutas y Andares, Para Descubrir en Familia, que este año llega a su XIII edición. Quizás en esta particular receta resida el éxito mantenido por el programa desde el 2001.

Apostando por una mayor inclusión de públicos, este proyecto de verano organizado por la Oficina del Historiador de la Ciudad saldrá nuevamente de las fronteras del Centro Histórico para llegar a otras zonas como Miramar, Centro Habana y el Vedado.

Un  segmento como el infantil con necesidades educativas especiales se suma este año. Reuniendo a niños sordos, autistas, ambliopes, ciegos y de baja visión, el andar infantil Somos 1 acercará a estos infantes al conocimiento de su ciudad. Para los niños diseña además el Museo de la Ciudad una ruta con audioguías con el tema “Calles, transporte y personajes típicos de La Habana del siglo XIX”.

Los jóvenes, guías y organizadores, conocerán en bicicletas la calle 1ra de Miramar, inundarán los predios de la casi tricentenaria universidad, y junto a la Escuela de Fotografía Creativa de La Habana mostrarán a la ciudad vieja desde la imagen.

Las Rutas continuarán cada martes a las diez de la mañana, en esta ocasión con temáticas tan variadas como las artesanías populares de diferentes pueblos y regiones, el agua y su función en la elaboración de medicamentos y perfumería, y el rol de la mujer en los espacios patrimoniales. Las habituales rutas especiales en  Factoría Habana y el Centro Hispanoamericano de Cultura se verán enriquecidas con recorridos por la Quinta de los Molinos y la exposición permanente El genio de Leonardo da Vinci.

Los Andares transitarán, de miércoles a viernes, manteniendo su encuentro con los andantes a partir de recorridos diseñados con las propuestas de participantes y guías. La arquitectura y urbanismo de La Habana colonial encontrará su espacio los jueves, mientras los viernes de julio el Alma Mater del Vedado será descubierta y en agosto los itinerarios se trasladarán a Miramar. Por segunda ocasión serán incluidos los andares virtuales para adultos mayores en la Casa de la Poesía, la Casa Natal José Martí, la Casa de las Tejas Verdes y el Castillo de la Real Fuerza.

Es  además esta una oportunidad para que niños y adolescentes interesados en conocer sobre artes visuales, arqueología, filatelia, danza, poesía, manualidades, diseño, jardinería, actuación, historieta y magia, entre otros, se incorporen a disfrutar los beneficios de los 52 talleres de verano que estarán funcionando en museos y centros culturales.

Con el llamado a la resurrección de lo que parecía abandonado, Rutas y Andares es una gestión de la Oficina del Historiador que, en palabras del Dr. Eusebio Leal Splenger, “proyecta otras formas de la esperanza: aquella que nace de la recuperación de la memoria, del sueño compartido por muchos de crear un nuevo orden”.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato