Música joven para los oídos de la nación

Conciertos de jóvenes del espectro musical cubano fueron las propuestas de las tardes a la hora 18 en el Pabellón Cuba, en la capital del país. Por ser la ocasión de la Jornada por la Cultura Cubana, que organizan el Ministerio de Cultura y sus instituciones, las presentaciones acaecieron excepcionalmente todos los días desde el pasado lunes 10 de octubre hasta el día 20 que da sentido a la celebración.

Imagen: La Jiribilla

Las propuestas musicales responden, en su casi total mayoría, a jóvenes miembros de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) que celebran además las fechas de su 2do. Congreso, del 17 al 19 de octubre del corriente. Estas jornadas de música absolutamente alternativa y vitamínica para los oídos, matizaron con la venta de libros, bisutería y calzado que corresponden con las ofertas que desde las 10 se extienden hasta que el reloj toca las 18, hora de descarga en el Patio Central del Pabellón Cuba, también sede nacional de la AHS.

Por el podium estuvieron desfilando la Orquesta de Miguel Failde, Ernesto Blanco, Jade, Diego Gutiérrez y Santiago Feliú. Lo hará mañana sábado David Blanco, y en el dominguero concierto de clausura, preparado a la manera de Encuentro de Jazz Band, compartirán el escenario las Orquestas de la Escuela Nacional de Arte, la de música moderna de estudiantes de Joaquín Betancourt y la de la Escuela Manuel Saumell.

Imagen: La Jiribilla

Todas las presentaciones musicales han tenido valiosa respuesta de públicos, heterogéneos sobre todo por mezclarse en algunos casos con los delegados del 2do. Congreso de la AHS, quienes estuvieron recorriendo en la tarde de ayer las instalaciones del Pabellón Cuba y concluyeron el periplo en compañía de la vivaz trova de Diego Gutiérrez.

La concepción del evento asumió además el intercambio con los espacios y anfitriones habituales, así como otras peñas musicales que se diseñaron especialmente para homenajear la jornada. Por esa vía asomaron Rey Montalvo, Jennifer Almeida, Ray Fernández, al llamado de la trova y también lo hicieron el Grupo Ta bueno Jazz con Miguel Ángel de Almas representando al jazz. Desde la Peña Tres tazas, del trovador Silvio Alejandro, se vio además la buena salud trovadoresca a través de sus invitados, siempre de altura.

Imagen: La Jiribilla

Este capítulo noble protagonizado año tras año por jóvenes cultores de la música, no solo habla de una tradición in crescendo en cuanto a repertorio y calidad musical cubanos, sino que hila desde un cuidado tributo una nota que, escapada del corazón de El Vedado, y de ellos mismos, atraviesa el espacio hasta los oídos de la nación.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato