Creación audiovisual y promoción cultural...

Medios de comunicación desde, para y por los jóvenes

Paula Companioni • La Habana, Cuba

“En la construcción de un proyecto socialista, de esencia antihegemónica, los medios de comunicación tienen la responsabilidad de defender los presupuestos de la soberanía cultural a través de una oferta que contribuya a la configuración de ese modelo. ¿Cómo se traduce esto en la programación de la radio, la televisión y la producción cinematográficas cubanas? ¿Cómo constituirse en alternativa ante el consumo de audiovisuales de bajos presupuestos ideoestéticos? ¿Cómo traducir nuestra postura artística y ética ante la competencia, cada vez más signada por productos atractivos pero banales? ¿Cómo colocarnos en una posición proactiva, en la cual la radio, la televisión y el cine del Estado y del pueblo cubanos sienten pautas, jerarquías?”.

La actualidad, legitimidad y originalidad de las parrillas de programación de la radio y la televisión nacionales; la necesidad de una política mediática combinada con la agenda pública; las dinámicas actuales del consumo cultural; y los procesos de actualización del cine cubano fueron el centro de las inquietudes planteadas por los jóvenes creadores en el segundo día de sesiones del Congreso.

Imagen: La Jiribilla

Con la presencia de Miguel Díaz-Canel, Primer Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros; Abel Prieto, Asesor del Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros; Rafael Bernal, ministro de Cultura; Danilo Sirio, presidente del Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT); Roberto Smith, Presidente del Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficas (ICAIC); Yoel Pérez, Segundo Secretario de la Unión de Jóvenes Comunistas y Luis Morlote, presidente de la AHS, sesionó la comisión de trabajo acerca de la creación audiovisual y la promoción cultural, tomando como punto de partida del debate el informe general que fuera recopilado durante la primera etapa del Congreso.

“Los medios de comunicación hoy, modifican y definen la cultura contemporánea. Tanto así que, gracias al influjo de Internet y de los grandes medios, se ha pasado en el mundo de una cultura donde la preeminencia era el texto a una de preeminencia sensitiva, basada en lo que se ve y en lo que se escucha. Esa es la realidad cultural en la que estamos llamados a enfrentar, abocar, entender y tratar de buscar nuestro propio lenguaje para comunicarnos con los jóvenes, que somos nosotros mismos”, afirmó el realizador de radio Pedro Pablo, delegado por la provincia La Habana al II Congreso de la Asociación Hermanos Saíz (AHS).

Eloy Díaz, delegado de Santiago de Cuba, respecto al papel de la radio en la formación del gusto de las audiencias considera que “la promoción tiene que verse como sinónimo de identidad. Tenemos que plantearnos una programación que se parezca más a la vida de los jóvenes”.

Sobre este particular, Abel Prieto indicó que “es esencial que la Asociación trabaje duro con el tema del gusto. El gusto no es algo fijado, que no se pueda modificar o que no pueda enriquecerse. Hoy estamos en una trampa: el entretenimiento que proponen los yanquis contra nuestro usual ‘ladrillo’. En esa encrucijada estamos perdidos. Tenemos que lograr trasmitir mensajes valiosos, que tengan que ver con lo que defendemos de una manera entretenida y eficiente. Es el viejo tema de forma y contenido.

“El sistema institucional —continuó— ha hecho concesiones y hemos promovido subproductos de ‘chatarra cultural’ que son los que hoy nos están haciendo daño. Sin embargo, yo creo que no todo está perdido en cuanto a nuestro modelo cultural, porque es el mismo que ideó la Casa de las Américas, que fundó el ICAIC: democratizar el acceso a la cultura todo lo posible, pero sin hacer concesiones a un populismo seudocultural”.

Imagen: La Jiribilla

La transformación en que está inmerso el cine cubano es otro de los temas de gran interés para los jóvenes realizadores. Roberto Smith, presidente del ICAIC, explicó que estas modificaciones forman parte de una voluntad estatal por renovar y salvar el audiovisual en la Isla: “Un ejercicio de pensamiento cultural que estamos haciendo junto con los creadores.

“Como parte del proceso de implementación de los Lineamientos —comentó Smith— se creó un grupo temporal de trabajo para la reestructuración del ICAIC. Hoy, busca la transformación del cine cubano y de sus instituciones. Incorporamos un concepto mucho más amplio que rebasa la institución. Este grupo de trabajo lo hemos convertido en un ejercicio de pensamiento, más allá de encontrar soluciones puntuales al problema, más allá de tratar modificaciones, estamos organizando una actualización de la política cultural del cine”.

En las conclusiones de la Comisión Nro. 3 del Congreso, el Primer Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel, apuntó acerca del encuentro que “uno no deja de asombrarse de la capacidad, de la inteligencia y el nivel de profundidad con que aquí se ha expuesto un grupo de ideas para debatir mañana en plenaria. Nos llevamos claro por dónde es que hay que moverse para poder construir ese espacio audiovisual más creativo y alentador, como lo necesita la Revolución en el momento actual. Todo lo que se ha dicho aquí es importante porque estamos hablando sobre un tema estratégico. Si nosotros somos capaces de hablar así para un Congreso, lo trascendental del evento es que permita seguir alimentando y construyendo estos diálogos”.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato