Desde Venezuela:

Una comunicación emergente en América Latina

Maribel Acosta Damas, Zenaida Costales • La Habana, Cuba

Cuando abordamos los estudios de comunicación en América Latina, no es posible abstraerse de su devenir sociopolítico y de las prácticas comunicativas que se han ido generando, cuya probable cristalización en una nueva comunicación emergente —en numerosos aspectos— se corresponde con la ocurrencia de los procesos emancipatorios y populares en la región desde finales del siglo XX hasta hoy.

La llegada al poder de gobiernos de izquierda, nacionalistas y populares en Venezuela, Argentina, Brasil, Bolivia y Ecuador, entre los más representativos, quebrantaron por un lado, la tradicional hegemonía de las élites latinoamericanas y sus relaciones con EE.UU., así como desataron y expandieron otras tensiones en las que el campo de la comunicación ocupa un lugar preeminente.

Imagen: La Jiribilla

Aun cuando estas experiencias son visiblemente diferentes y parten de recorridos específicos, han logrado comenzar a articular por primera vez en la historia latinoamericana, un lugar común para estrategias de integración regional viables en todos los ámbitos, liderando así una innegable transformación geopolítica. Dos ejemplos claves: La creación de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC, Caracas, 2011) y la fundación de la televisora internacional Telesur (Caracas, 2005). Todavía con mucho por andar pero indiscutiblemente predecesoras.

La segunda década del siglo XX para América Latina, mostraba —con las peculiaridades ya apuntadas— la resultante de un escenario comunicativo en que las oligarquías mediáticas, pro-norteamericanas y aliadas incondicionales de las oligarquías económicas y políticas nacionales, imponían el ejercicio mediático hegemónico, con la frágil disidencia de una comunicación alternativa que apenas podía sobrevivir, mucho menos visibilizarse con algún impacto de trascendencia.

De modo que ante los nuevos cambios políticos de la región, aparecería como uno de los primeros signos, una confrontación mediática a ellos que convertiría a los poderosos medios de comunicación privados (la totalidad de estos) en verdaderos partidos políticos de las oligarquías tradicionales. El papel de este “sistema de medios” en la gestación e implementación del golpe de estado al Presidente Hugo Chávez en Venezuela en el año 2002, no solo es una muestra fehaciente de esa circunstancia, sino que entrevió un modus operandi similar para ejemplos sucesivos en Bolivia, Ecuador, entre otros.

Así, esta confrontación precipitó, como parte de las transformaciones sociales, la urgencia de contramedidas en este ámbito y el impulso de alternativas comunicativas que respondieran al escenario planteado.

Hacia conceptuaciones ineludibles El Diccionario de Filosofía Latinoamericana (2009), publicado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), plantea que el surgimiento del concepto de comunicación alternativa se asocia con la necesidad de encontrar vías teóricas, modos prácticos y medios eficaces para romper con el esquema autoritario, creando así una nueva plataforma democrática, que promueva la participación protagónica y la interacción de los individuos involucrados en los procesos sociales y comunicativos.

La aproximación al concepto incluye otros tales como comunicación participativa, horizontal, democrática, liberadora y popular, que sin ser idénticos, se entrecruzan en los objetivos de ofrecer una alternativa al modelo de comunicación dominante, en el nacimiento y fortalecimiento de una comunicación emergente, construida y modelada por actores hasta ahora desplazados de los procesos comunicativos legitimados como relevantes. La comunicación emergente entonces se compromete con el cambio social mediante un proceso de democratización inclusivo.

Para estas autoras, con la mira puesta en América Latina, la conceptuación de una comunicación emergente está profundamente vinculada a los procesos sociales nacientes en la región, los movimientos y luchas que le antecedieron, y su lugar en la consiguiente re-conformación de identidades, en muchos casos como respuesta a las políticas y prácticas neoliberales que se aplicaron en Latinoamérica durante buena parte del siglo XX.

Plataforma e impulso de una comunicación emergente

Como sistematizara la profesora cubana Alicia Elizundia (2010) en su investigación doctoral sobre las prácticas discursivas de Aló presidente que fundara Hugo Chávez en los propios inicios de su gobierno, ya en 2003 el canal principal del Estado, Venezolana de Televisión modernizó su tecnología hasta llevar la señal a todo el territorio nacional y a partir de ese año continuaron apareciendo nuevos medios que irrumpieron en el espectro comunicacional venezolano como alternativa al hegemonismo mediático tradicional.

En la última campaña electoral presidencial de abril de 2013, las redes sociales ocuparon un escenario esencial de la contienda. Twitter y Facebook se convirtieron en las principales plataformas empleadas por las organizaciones sociales, los comandos de campaña de ambos contrincantes y por los ciudadanos, incluyendo a los propios candidatos, en una compleja narrativa que el contexto específico de la desaparición física de Hugo Chávez, otorgaba al entorno político y electoral.

Para ello, la apropiación de la investigación, que paralelamente ya viene generando la naciente academia bolivariana, resulta ineludible pues esta revela dónde están los puntos débiles y por tanto, hacia dónde deben encaminarse los nuevos pasos en el contexto comunicativo. La creación del Sistema de Comunicación e Información Bolivariano (SIBCI) “más allá del cuadro de tv, de las letras de los periódicos y de los linderos de los programas radiales” (Nicolás Maduro, febrero de 2013) avizora nuevas experimentaciones en este escenario.

La UBV. Contribución a la construcción de una nueva comunicación emergente

Fundada en 2003, como un paso transcendental para el acceso y construcción de una alternativa eficaz de empoderamiento popular y ante el panorama de exclusión social que presentaba el país, la Universidad Bolivariana de Venezuela cuenta hoy con sedes en ocho Estados, y modalidades de estudio de pregrado que abarcan los cursos regulares diurnos y las llamadas aldeas, con una concepción territorial, municipal y barrial.

En una estrategia general para el campo educativo que simultaneó en las llamadas misiones la alfabetización a millones de venezolanos y la creación de áreas de seguimiento de enseñanza básica y preuniversitaria; los estudios universitarios en las nuevas condiciones abrieron también opciones determinantes de consolidación y sostenibilidad para el nuevo proceso sociopolítico.

Luego de una década de funcionamiento, la UBV ha graduado miles de universitarios de carreras de las ciencias técnicas y sociales y encauza una nueva producción científica que se corresponde —aun en ciernes— con las demandas del proceso en curso.

Como parte de este horizonte —que contó con la contribución de miles de profesionales cubanos— el denominado Convenio de Colaboración Cuba- Venezuela posibilitó la apertura en la UBV del programa de Maestría en Ciencias de la Comunicación impartido por la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana. Durante el curso escolar 2011-2012, luego del periodo de impartición de módulos curriculares, comenzaron las defensas de las investigaciones desarrolladas por los maestrantes. Estos estudios —elegidos por ellos mismos— vienen resultando, en muchos casos, una original mirada al escenario mediático venezolano y una contribución primigenia de la UBV a su realidad sociopolítica y comunicativa.

El presente artículo recoge —aún en proceso de ordenamiento y configuración final—, los primeros resultados investigativos de esta experiencia y su análisis relacionado con el contexto venezolano, desde una práctica investigativa que está arrojando luces a sus apremiantes intereses. Está sustentado en una investigación de corte epistemológico, que “se ocupa de manera reflexiva por desentrañar lo concerniente a la producción de conocimientos en un área o áreas disciplinares determinadas” (Saladrigas, 2010).

Las tesis

Luego de su implementación en los Estados venezolanos de Zulia, Monagas, Barinas, Falcón, Aragua y Caracas Distrito Capital, con ciento veinte cursantes en la Maestría en Ciencias de la Comunicación impartida por la Universidad de La Habana, en agosto de 2013 habían defendido sus tesis, 90 aspirantes. Sin embargo, atendiendo al corte investigativo realizado en abril de ese mismo año, los aspirantes defendidos alcanzaban la cifra de 69 maestrantes. (Ver en anexos tabla I que ofrece información sobre las especificidades de las investigaciones por territorios).

Estas autoras realizaron a su vez una clasificación temática atendiendo a los principales aspectos abordados y reuniéndolos en cinco ejes centrales: Estudios históricos, Estudios de públicos, Análisis del discurso, Comunicación institucional y Comunicación emergente, siendo este último, el que mayores investigaciones aportara, a partir de concentrar en él aquellos análisis que tributaran a la construcción de una comunicación nueva en el contexto sociopolítico venezolano como modo de empoderamiento ciudadano y mediático.

Convergencia temática y transversalidad

Sin embargo, en un análisis de profundización sobre las temáticas abordadas en estas investigaciones así como los entrecruzamientos entre estas y una mirada hacia la convergencia en la temática central, o sea, la comunicación emergente, realizamos una re-clasificación tipológica en torno a tres ejes: Comunicación emergente, Comunicación Institucional y Análisis de discurso. (ver en anexos tabla II que expone que la mayoría de los trabajos investigativos, tributan a la construcción de otra comunicación, o sea, a la comunicación emergente así como la referenciación completa que dio lugar a esta clasificación y que corrobora este análisis).

Los temas… los relatos

Una mirada a las tesis nos permite afirmar que sus abordajes examinan y relacionan a la comunicación emergente como espacio estratégico en el quehacer de la política contemporánea en el escenario de América Latina, y en tal sentido distinguen sus itinerarios de evolución, pensando a la comunicación como un ser social vivo y movido por ritmos humanos.

Estas perspectivas están incluidas en los temas de nuestros maestrandos: “El ojo en la tierra”, serie documental para la caracterización de la televisión comunitaria pionera en la República Bolivariana de Venezuela, Historias de mi comunidad, una estrategia educomunicativa, contrahegemónica y comunitaria para la restitución de la memoria histórica de las localidades caraqueñas a través del libro-cuento, Relatos, sueños y suspiros detrás de las pantallas, que refiere la producción audiovisual en Caracas entre 2004 y 2010, vista a través de sus emisores claves: los nuevos productores y realizadores; Del activismo de calle al teclado, que examina el tratamiento comunicativo de las elecciones primarias de la oposición a través del sitio web www.aporrea.org; La comunicación alternativa en la Universidad Bolivariana de Venezuela. Una comunicación desde la otredad, un análisis crítico de las competencias profesionales del comunicador social de la Universidad Bolivariana de Venezuela en el municipio Barinas; Un espacio de encuentros y desencuentros para la comunicación organizacional, que realiza un diagnóstico de comunicación interna en el Consejo Comunal de Palo Quemao como organización del Poder Popular en Venezuela.

Pasan a un lugar preeminente los llamados medios alternativos y comunitarios, antes invisibilizados y que ahora ejercen un protagonismo indiscutible en la cruzada mediática entre estos (potenciados por el proceso político venezolano) y los tradicionales medios de la oligarquía.

Asimismo, las investigaciones estudiadas dan cuenta de un desarrollo de articulaciones comunicativas de nuevo tipo con el contexto, entendidas estas como acciones y estrategias con líderes de opinión, operadores de informaciones, agentes de construcción de consenso así como la interacción y coordinación estrecha con organizaciones no gubernamentales y movimientos sociales, genuinos protagonistas en el espacio extramediático.

Los estudios ofrecen además una mirada específica a la formación en el escenario de la Universidad Bolivariana de Venezuela, atendiendo a la construcción de una arquitectura comunicativa que examine el contexto concreto y a su vez se inserte en un diseño comunicativo que tome en cuenta los escenarios externos, dando relevancia a los públicos y a la necesidad de incorporarlos-formarlos en esa estrategia; parte entonces de la formación de un otro comunicador sin el cual no será posible una nueva comunicación. Las propias preguntas de investigación de las tesis dan cuenta de las temáticas abordadas y de su articulación con el contexto. (ver en anexos IV algunas de ellas).

Aportes principales

Tomando en cuenta el carácter inédito de estas investigaciones y el perfil exploratorio inicial del presente trabajo, trasladamos el análisis de sus probables limitaciones a un posterior momento de un enfoque más completo de la labor investigativa abordada. En dos planos fundamentales podríamos referenciar entonces las aportaciones de estos estudios: Su carácter primigenio desde la aun joven academia bolivariana y la elevada articulación de estos con el contexto sociopolítico del país; como contribución a las demandas comunicativas que ese tejido está generando, para mirarlo con nuevas aristas y construir estrategias comunicativas de empoderamiento ciudadano más eficaces. De ahí el alcance de sus principales aportes:

• Tomando como punto de partida la diversidad de los temas tratados, pero con confluencias visibles en su exploración en el contexto, las principales conclusiones de los trabajos apuntan a resaltar los valores obtenidos en varios sentidos: como recuperación de la memoria y de re-construcción del imaginario social, tanto desde el punto de vista audiovisual como de oralidad popular, mirados como ejercicio de aporte académico a la lucha en el plano de la construcción simbólica.

• Las investigaciones refieren una transformación en el país de las políticas para regir la producción y realización audiovisual que las potencia y les otorga reconocimiento desde su carácter democratizador. Los estudios que abordaron la expansión de las TICs en Venezuela y el acceso de la población a éstas como espacio comunicativo democrático y socializador, refrendan la creación de zonas en la Internet para la libre expresión de ideas y cuyo acceso a las comunidades y colectivos organizados, les ha permitido apropiarse de esas herramientas para dar a conocer su propio acontecer sin mediaciones limitantes.

• En las tesis se reflejaron los procesos de construcción e imaginación de nuevas prácticas comunicativas. Sobresale la existencia de un “activismo” comunicativo que ha dado lugar a una ciudadanía productora de mensajes como estrategia “rebelde” para ampliar su participación social y como estrategia “simbólica” de resistencia.

• El carácter propositivo de estos estudios refiere la necesaria producción de mensajes vinculados a las estéticas de actualidad, aun inexploradas formas de comprender y narrar el mundo de las narrativas otras: mujer, indígena, ecología, urbano, sexualidades nuevas, juventud, ciudadanía, comunidad, actores sociales, institucionalidad emergente; todas en el tejido de una-otra afirmación política, en y desde la comunicación.

• En muchas de estas investigaciones se logró una sistematización de los procesos mediáticos y culturales de la nación como predecesores de la construcción comunicativa actual.

• En el examen de los medios comunitarios, las tesis concluyen que en su mayoría estos nacen y se desarrollan en el contexto político del actual proceso bolivariano y se instituyen como uno de los principales ámbitos de confrontación mediática y política del país, en una indiscutible apuesta al desarrollo de un modelo comunicativo en construcción.

• Estos medios, extendidos hasta los propios espacios de formación, en las radios y televisoras universitarias, fueron examinados también en las tesis, que discurren sobre la construcción de un discurso que apunta a un nuevo concepto audiovisual institucional emergente, comprometido con los valores sociales de la universidad y con fuertes articulaciones sociales.

• Los trabajos que examinaron la formación de comunicadores en la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV) concluyen que esta se ha erigido como un escenario educativo inédito, con métodos y prácticas alejadas de la enseñanza convencional, que ha permitido que exista una mayor conexión entre la universidad y su entorno.

• Sin embargo, estas investigaciones hicieron también observaciones críticas sobre los objetos de estudio, que bien pueden considerarse aportaciones para la rectificación y enrumbamiento del modelo comunicativo en construcción, tales como la necesidad de repensar lo alternativo, la comunicación y la comunidad a partir de los nuevos espacios de participación popular potenciados por el proyecto de país en gestación.

• De igual modo, en los escenarios de comunicación comunitaria y popular explorados, las tesis revelan disfuncionalidades en la implementación de las experiencias comunicativas; en algunos casos, formatos poco atractivos para los públicos, falta de diseños sostenibles y sistemáticos para una gestión comunicativa eficaz, carencias articuladoras que contribuyan con un elevado activismo popular desde el punto de vista sociocultural, para lograr el fomento de la integración y movilización de las comunidades, en función del fortalecimiento de los valores que conforman la cultura local.

• También las investigaciones revelan que los programas de pre- grado así como otras acciones formativas de la Universidad Bolivariana de Venezuela, se caracterizan por su elevada vocación participativa y dinamismo, pero carecen de una planificación comunicacional coherente y ordenada que les permita su sostenibilidad y potenciación a mediano y largo plazo.

Estas investigaciones pueden calificarse como la primera producción científica comunicativa de significación (por su número y asentamiento en posgrado) de la Universidad Bolivariana de Venezuela, que marca pautas de las nuevas rutas a emprender en este sentido. En su destino socializador, muchas de ellas ya han sido presentadas en escenarios académicos dentro y fuera de Venezuela, lo que comienza a prestigiar los resultados científicos de la institución y de su claustro, reconocido por su afiliación al proceso bolivariano.

Los estudios abordados pueden conceptuarse también como un laboratorio crítico y propositivo de la nueva comunicación emergente en América Latina, pues aunque tratan la realidad comunicativa venezolana y de su contexto sociopolítico y cultural, tanto por los objetos de estudio como por sus inexorables articulaciones contextuales, pueden convertirse en referente para la región en sus especificidades y convergencias.

El entramado investigativo analizado constituye un original ensayo de reapropiación metodológica y teórica, al incorporar a los saberes legitimados en el campo de la comunicación, rutas metodológicas y técnicas investigativas que obedecieron a las demandas específicas de los objetos de estudio. Asimismo, la referenciación y análisis del contexto, tuvieron un elevado interés investigativo para devolverle a este la potenciación de nuevos derroteros en la teoría y la praxis comunicativa.

La presencia de investigadores —activistas transformadores de su realidad social y comunicativa— otorgó a los análisis un saber empírico de gran importancia para la elección de los objetos de estudio, los temas de investigación, los métodos y técnicas a aplicar así como los objetivos y finalidades de estas. Se erigieron entonces como expresión de auto-reconocimiento y protagonismo expreso de un proceso mayor, del que forman parte y se sienten protagonistas y co-responsables.

Estos estudios, que trascienden el escenario mediático y educativo por su elevada vinculación con el contexto sociopolítico y cultural del país, apuntan a la construcción de subjetividades nuevas desde la memoria, la identidad y la cultura. Plantean estrategias educomunicativas desde los medios comunitarios, la formación de valores desde los espacios rituales populares de su contexto, legitiman los escenarios de medios alternativos como espacio de verdadero interés para edificar nuevos sentidos de democracia participativa y se apropian de las nuevas fórmulas de organización ciudadana para construir comunicación.

La inclusión de la formación de comunicadores en las investigaciones, dio una perspectiva más integral al diagnostico trazado y al análisis de diversas estrategias comunicativas; además permitió a la academia mirarse a sí misma en sus fortalezas y debilidades y descubrió los nichos de desarrollo presentes.

De las investigaciones referidas emerge también el concepto de Estado comunicativo del Siglo XXI, que en las características del proceso bolivariano y mirado más allá de este, en el escenario sociopolítico latinoamericano actual; resignifica el papel de la ciudadanía en la construcción de nuevas alternativas de desarrollo, donde el campo de la comunicación tiene un lugar central para la construcción de nuevos sentidos de democracia y soberanía.

Aún cuando los ejes temáticos de investigación abarcaron distintas esferas, y la aplicación de los presupuestos metodológicos se centraron en el campo comunicològico, estos estudios han enriquecido la mirada sobre diversas aristas del fenómeno comunicativo, lo que ha permitido no solo un enriquecimiento de los saberes de este campo, sino que también le ha aportado información valiosa al resto de las ciencias sociales, en aras de la construcción de esa otra comunicación emergente, fruto del cambio social de que forma parte.


Bibliografía
Aguirre, J. M. (2005).Democratizar la comunicación: El caso Venezuela. Aprendiendo de la adversidad.17 Anuario Ininco - Investigaciones De La Comunicación I Alfaro, Rosa María (1993). Una comunicación para otro desarrollo. Lima: Editorial Calandria.
Área de Comunicación Comunitaria, Compiladores, (2009). Construyendo Comunidades: Reflexiones actuales sobre comunicación comunitaria. Argentina: Ediciones la Crujía.
Bisbal, M. (2007). Nuevo paisaje venezolano. Revista Mexicana de Comunicación No. 104.Mexico: Publicaciones Universidad católica Andrés Bello
Britto García, L. (2006). La guerra mediática en Venezuela. Revista Pueblos. [Revista electrónica], Venezuela.( nº 25, marzo). Disponible en: http://www.revistapueblos.org/spip.php?article554/ [Fecha de consulta: marzo de 2012].
Britto García, L. (2005).investigación de unos medios por encima de toda sospecha. La Habana: Fondo Editorial Casa de Las Américas.
Buen Abad Domínguez, Fernando (2008). Política Internacionalista de Comunicación Revolucionaria Política de Comunicación. Disponible en:
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=14082. / [Fecha de consulta: abril de 2012].
Colectivo de Autores (2007). Las teorías acerca del subdesarrollo y el desarrollo: Una visión crítica. La Habana: Editorial Félix Varela
Corrales García Fernanda e Hilda Gabriela (2003). La comunicación alternativa en nuestros días: Un acercamiento a los medios de la alternancia y la participación. En Revista Razón y Palabra. [Revista electrónica], Disponible en: http://www.razonypalabra.org.mx/editorial.html [Fecha de consulta: marzo de 2012].
Dragnic, O. (2007). La Comunicación Social en el Socialismo Siglo XXI. Revista Venezolana de Economía y Ciencias Sociales .No 2. Caracas: Publicaciones universidad central de Venezuela.
Elizundia Ramírez, Alicia Maria (2010). La construcción simbólica del discurso en el programa radial Aló Presidente: hacia la consolidación de una nueva hegemonía en Venezuela. Tesis presentada en opción al Grado de Doctor en Ciencias de la Comunicación. Tutores Dr Julio García Luis y Dra. María de los Ángeles González
Espina Prieto, Mayra (2007). Complejidad, transdisciplina y metodología de la investigación. Utopía y Praxis Latinoamericana. Año 12. No.38. Julio – Septiembre. Revista Internacional de Filosofía Iberoamericana y Teoría Social. . Maracaibo, Venezuela: Universidad de Zulia
 Evans, Nicmer N (2009).Democracia y participación desde los consejos Comunales. Venezuela: Editorial El perro y la rana.
 Freire Paulo (1977). Pedagogía del oprimido. México: Ediciones siglo XXI.
García Canclini, Néstor (1990). Culturas Híbridas: Estrategias para entrar y salir de la Modernidad. Mexico: Editorial Grijalbo.
García Canclini, Néstor (1995).Culturas populares, culturas híbridas, culturas del consumo. En: Revista Causas y Azares, No. 2. Buenos Aires.
Gumucio Dagron, Alfonso (2000) El cuarto mosquetero: la comunicación para el cambio social. Disponible en: http:// www.communicationforsocialchange.org. [Fecha de consulta: diciembre de 2012].
Gumucio – Dagron, A. y Tufte T. (2008). Antología de la comunicación para el cambio social. Lecturas históricas y contemporáneas. South Orange: Consorcio de comunicación para el cambio social.
Guarinos Virginia (coordinadora) 2007. Monográfico sobre Comunicación transmediatica, más allá de los textos y los medios. Revista Internacional de Comunicación Audiovisual, publicidad y estudios culturales. España: Pinelo Talleres Gráficos, Sl.Camas Sevilla.
Kaplún, Mario (1978). Producción de programas de radio. Quito: Ed. CIESPAL.
Kaplún, Mario (1985). El comunicador popular. Quito: Ciespal.
Lewis P. (1995) .Medios de Comunicación alternativos: La conexión de lo mundial con lo local. Francia: UNESCO.
López Vigil, José Ignacio (1997). Manual urgente para radialistas apasionados. Quito: AMARC.
López Vigil, José Ignacio. (2007). La radio latinoamericana: seis aportes al desarrollo.
Caminos: revista cubana de pensamiento socio teológico, Nº. 43 .La Habana: Centro Memorial Martin Luther King.
Magallon Anaya, Mario, et al (2009) .Diccionario de Filosofía Latinoamericana. México: editado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Magallón Rosa, Raúl (2008) El Espejo Retrovisor de la Cultura Popular. En Revista Faro No. 7.Madrid: Universidad Carlos III .
Martínez, Miguel (2006). La investigación cualitativa (Síntesis conceptual) Disponible en  http://sisbib.unmsm.edu.pe/bvrevistas/investigacion_psicologia/v09_n1/pd... [Fecha de consulta: diciembre de 2012].
Martín-Barbero, J. (1993). De los medios a las mediaciones. Comunicación, cultura y hegemonía. Barcelona: GG MassMedia.
Martín- Barbero, Jesús (2002). Oficio de cartógrafo. Travesías latinoamericanas de la comunicación en la cultura. Santiago de Chile: Fondo de cultura económica.
Martín-Barbero, Jesús (2008). Los oficios del comunicador. Disponible en:
http://www.eafit.edu.co/NR/rdonlyres/1248614A-4C65-4141-AE32-
622216A7F38C/0/Losoficiosdelcomunicador.pdf.6(4/08).[Fecha de consulta: febrero 2012]
Mattelart Armand (2005). La nueva comunicación contribuye a crear conciencia crítica en América Latina. Disponible en:
htpp//http://movimientos.org/node/3959?key=3959. [Fecha de consulta: febrero2012]
Mattelart Armand (2012).Comunicación y lucha de clases. Tomo I y II. Caracas, Venezuela: Editorial El Perro y La rana.
Olivera Pérez, Dasniel e Hilda Saladrigas Medina (2009). La investigación en la formación profesional del comunicador social cubano en las Memorias del XIII Congreso de FELAFACS. CD editado por Palacio de las Convenciones, La Habana. Disponible en http://www.eventosfelafacs.net/wp-content/uploads/2012/07/84[Fecha de consulta: marzo 2012]
Orozco, Guillermo (2011). Una coartada metodológica. Abordajes cualitativos en la investigación en comunicación, medios y audiencias. Mexico: Productora de contenidos culturales.
Ricoeur, Paul (2005). Caminos del reconocimiento. Madrid: Editorial Trotta.
Rincón Omar (2005). Los medios públicos: De la retórica ilustrada al activismo y experimento. Disponible en htpp//www.c3fes.net.[Fecha de consulta: febrero2012]
Valle Flores, Mónica María (2011). La Comunicación Organizacional de cara al siglo XXI. Revista Razón y Palabra no. 32, abril-mayo del 2011. México DF. Disponible en: htpp//www.razonypalabra.org.mx.[Fecha de consulta: febrero2012]
 
 
 Ponencia tomada de Comunicación e Información contrahegemónicas en los escenarios de la integración: memorias ICOM 2013. Universidad de La Habana, Cuba, 2013.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato