Panchito Riset

Josefina Ortega • La Habana, Cuba

Panchito Riset era dueño de un timbre muy característico, el acentuado vibrato y el rubateo –que tal vez en otros habrían sido defectos- , y fue “El cuartico”, del también cubano Mundito Medina, quien lo encumbró para siempre en toda Latinoamérica y en Estados Unidos.

Grabado en 1947, con el septeto del puertorriqueño Luis “Lija” Ortiz, este bolero se convirtió desde entonces en su carta de presentación, aunque no pueden obviarse otras piezas que en su voz e inconfundible estilo se hicieron memorables, como “Allí donde tú sabes”, “Blancas azucenas”, “Flor de ausencia” y “De cigarro en cigarro”.

Imagen: La Jiribilla

Desde  muy pequeño este hijo de catalán y cubana, bautizado con el muy sonoro nombre de Francisco Hilario Riser y Rincón, aprendió a tocar la guitarra y el tres en el popularísimo barrio habanero de Atarés, que lo vio nacer un día de octubre de 1911.

Poco conocido es que aunque Panchito –como le llamaban desde niño- siempre mostró predilección por la música, obtuvo una beca en la Academia San Alejandro para estudiar pintura, lo que hizo durante un breve tiempo, pues, como era de esperar, pudo más su vocación por el canto que por cualquier otra disciplina.

Entre 1927 y 1928 dio sus primeros pasos como cantante del Septeto Esmeralda, de donde pasó al Sexteto Cauto, dirigido por el santiaguero Mozo Borgellá, con el que debutó en el cabaret Sans Souci. Ahí se mantuvo una temporada, hasta unirse al grupo de Los Hermanos Enrizo y después al famoso Sexteto Habanero.

En este último –al decir de Senén Suárez, quien lo escuchó de Miguelito García, casi fundador del Habanero– Panchito quedó impresionado con la melodiosa voz del cantante cienfueguero José “Cheo” Jiménez, en cuyo muy peculiar estilo se inspiró, aunque sin abandonar jamás su personalidad. Lo suyo era algo distinto.

Porque Panchito Riset – lo explican los especialistas-“poseía en el registro alto un vibrato que a veces parecía un temblor en su voz pero que nunca perdía la afinación, cosa que le daba a sus interpretaciones una expresión no solo de apremio, sino también de sinceridad. Su voz era la del amor angustiado”.

En 1933 ingresó en el Sexteto Caney, con el que se presentó en el Eden Concert, de la calle Zulueta. En ese mismo año viaja a Nueva York para suplir la ausencia de Antonio Machín en la orquesta de Don Andobal (hermano de Don Aspiazu), quien ameniza las noches del club Maison Royal de la Gran Manzana.

Por cierto, con esta agrupación grabó el bolero “Que noche aquella”, de Augusto Tariche, que gustó mucho, con la inconveniencia de que el apellido de Panchito salió como Riset y no Riser, que era el suyo. Pero a él no le molestó el asunto, por el contrario, y desde entonces asumió el nombre de Panchito Riset, con el que fue conocido hasta sus últimos días en el mundo artístico.

No pasó mucho tiempo para que Panchito Riser, ahora Riset, deslumbrara en las noches neoyorkinas con los más populares grupos musicales como el Cuarteto Caney de Davilita, el Conjunto Cubanakán y las orquestas de Xavier Cugat y de Pedro Flores, mientras sus discos se agotaban rápidamente.

Imagen: La Jiribilla

En 1936 formó su propia orquesta, con la que debutó en el Trocadero de Hollywood, primero junto a Eleanor Powell y después con Ann Miller y el cubano Desi Arnaz. Al año siguiente hizo sus primeras presentaciones en el cabaret La Conga y en el club Versalles, donde fue muy aplaudido por más de quince años. Allí alternó con Edith Piaff, Jean Sablon y Carl Brissón.

Un día de junio de 1949, apareció de sorpresa en La Habana el ya famoso Panchito Riset, quien, aunque lejos, nunca olvidó la música de su tierra. Venía contratado por la Radio Cadena Suaritos. Para acompañarlo contaba con el talento del director Obdulio Morales y su orquesta. Sus programas fueron muy bien recibidos por el público cubano.

Ya de regreso en Nueva York, se le vio triunfar con su orquesta en el Chateau Madrid, en el club Alameda Room y en otras plazas principales. Como artista exclusivo firmó contrato con la compañía de discos Asonia.

Desde entonces, se presentó con las mejores agrupaciones y en los cabarets y clubes más importantes de Nueva York. Pero, a partir de la década del 70, su salud empezó a fallar. Su popularidad fue decayendo. Ya en los años 80, muy enfermo de diabetes, le son amputadas sus piernas.

Continuó cantando durante un tiempo, dicen que todavía conservaba su voz, hasta que el 9 de agosto de 1988, Panchito Riset, otrora tan famoso, fallecía, pobre, solo y ciego, en una pequeña habitación de un asilo en la ciudad de Nueva York.

Lamentablemente hoy en Cuba apenas se recuerda a este grande de nuestra música.

Comentarios

Un tema bastante interesante, podriais seguir escribiendo más sobre esto

Yo no lo habría explicado mejor, buen trabajo!

Me gusta mucho esta entrada.

Por fin parece que esta ves ya terminare de grabar el homenaje al trovador del mundo Panchito Riset en un compacto con veinte de las canciones que mas sonaron aquí en el PERÚ., Que ante un sometimiento a unos severos críticos de la música de aquí ya le han dado un visto bueno lo que agradezco ya cumplí 75 años de edad y aun así pude interpretar sus temas como lo hacia el inmortal Panchito Riset. .- CHITO GADINO DEL PERU, CANTAUTOR PERUANO NACIDO EN EL PUERTO DEL CALLAO.

.

Es una real historia de un verdadero trovador del mundo como me he permitido bautizarlo sus interpretaciones todas han calado profundamente hasta en los mas duros corazones no encuentro un verdadero y autentico angulo para poder describirlo como merece, yo como interprete Peruano supe incluir en mi repertorio permitiendome cantar muchos de sus mejores exitos y puedo aseverar que no existe persona alguna que deje de gustarle sus canciones habiendolo comprobado en distintas edades comforme hiba creciendo pues hoy obstento 75 años y lo escuche por primera ves cuando yo tenia 08 años..CHITO GADINO DTEL PERU CANTAUTOR PERUANO---NACIDO EN EL PUERTO DEL CALLAO.

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato