Diana Fuentes

Tres días en La Habana

Marino Luzardo • La Habana, Cuba
Miércoles, 19 de Febrero y 2014 (9:54 pm)

Hace algún tiempo nos enlazamos con Puerto Rico para entrevistar a Diana Fuentes, que en el aquel entonces daba los toques finales a su disco Planeta Planetario.

Pero nació no solo este fonograma sino también el primer hijo de Diana y Eduardo Cabra: Marcel, y a propósito de ambos acontecimientos dialogamos con esta intérprete y compositora en una visita relámpago que hizo a La Habana. Sencilla, hermosa y con esa luz que refleja el orgullo de ser madre nos contó:

“Planeta Planetario es un disco que está comercializándose con Sony Music, la casa disquera que lo acogió, y para mí fue un privilegio saber que soy la segunda cubana que firma con ellos después de Celia Cruz. Ha representado una oportunidad estupenda que además de tener mi carrera en Cuba pueda moverla por el mundo a través de esta multinacional que, por ejemplo, ya la ha colocado en países como Uruguay, Paraguay, Venezuela, Argentina.

“En Cuba hemos llegado a un acuerdo para licenciar este material con la EGREM, que es mi casa discográfica aquí, supongo que para junio ya esté en nuestro país. Es un disco de catorce temas, la mayoría de ellos compuestos por mí en coautoría con compositores cubanos como Carlos Varela, William Vivanco, Telmary Díaz, Alexis Díaz Pimienta y otros más. Es un material muy ecléctico que se mueve sobre la cuerda de un pop muy fusionado con folk, conga santiaguera y un poco de bomba y plena puertorriqueña.

“Hay por ejemplo un tema que se llama ‘Otra realidad’ que quise hacerlo en homenaje a esas grandes divas de la canción cubana que son Omara, Elena, Moraima, Mirtha, Freddy, Annia; en fin, todas las que han hecho época con sus voces y que ofrecieron su arte a la historia de la música cubana. Este tema tiene ese aire de bolero arranca pescuezo y tiene un arreglo de cuerdas maravilloso”.

Señaló que el fonograma tiene un abanico de géneros muy abarcador y lleva el sello como productor de Eduardo Cabra, el Visitante de Calle 13 y esposo de Diana. Con su exigencia hizo que la intérprete asumiera otros estilos más movidos, hasta llegar incluso a rapear un poco. Al preguntar por esta relación personal y profesional y los riesgos que supone confesó:

“Para mí ha sido una experiencia hermosa compartir el trabajo con mi pareja pero no te voy a negar que me quedé sorprendida con la capacidad que tiene Eduardo de separar la casa y el trabajo. En el estudio no era mi esposo sino mi productor, y me exigió como el que más. Es como si se transformara en otra persona que nada tiene que ver con la que duerme conmigo”.

La vida le ha cambiado a esta pareja de artistas a partir del nacimiento de Marcel, su hijo de tres meses, que ha quedado en San Juan al cuidado de su padre y su abuela materna.

“En casa el tiempo no nos alcanza entre el trabajo y el bebé. En nuestro hogar solo se habla de música y creo que Marcel ya la lleva por dentro, pues sin saber que estaba embarazada andaba yo grabando clips y su padre gestando el disco nuevo de Calle 13. Definitivamente estamos más unidos y es una bendición ser padres. Creo que desde el punto de vista creativo también se verán cambios en mí a partir de esta experiencia, pero por ahora no tengo tiempo para componer, la prioridad se llama Marcel, me siento llena de cosas bellas que me transmite mi hijo y seguramente luego pariré también canciones que lleven todas estas emociones dentro. Pero ahora me cuesta mucho separarme de él y retomar mis compromisos con el arte”.

En cuanto a presentaciones en Cuba cruzó los dedos y dijo:

“Creo que para el tercer trimestre del año ya podremos presentar el disco aquí para que la gente lo pueda consumir de la forma que sea, eso me hace mucha ilusión de verdad. Llevo mucho tiempo sin hacer conciertos y sinceramente lo necesito”.

No se despidió de nosotros sin antes dejar muy claro su pesar por la repentina muerte de Santiago Feliú, lo definió como alguien imprescindible en la canción cubana de hoy y expresó su admiración hacia él, no solo como poeta y compositor sino como instrumentista.

“Ayer en la radio escuchaba su tema ‘Ay, la vida’ y me resultaba muy reveladora su letra, era precisamente su propia vida en versos. Se nos ha ido físicamente pero queda su música y el cariño de todos los que crecimos al amparo de sus canciones”.

Llena de nostalgias por su hijo y ansiosa por encontrarse con él en San Juan, nos hizo saber que sigue nuestro sitio y agradeció la posibilidad que le ofrecemos de estar en contacto con todo lo que musicalmente sucede en esta otra isla, porque ya son dos las que forman su patria.

Cuba y Puerto Rico son de un pájaro las dos alas, y como resultado de esta unión han nacido Marcel y Planeta Planetario, compartiendo la misma simiente y llevando en su interior un ingrediente muy fuerte que sabe y suena cubano.

Fuente: Cubadebate

Comentarios

Quisiera saber porque Diana Fuentes no habla nunca de sus inicios con el grupo Sintesis ni X Alfonso, porque yo la conoci mediante ellos, en ningun lugar lo veo escrito,,,,,

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato