Intersecciones...

Vuelta a Unión de Reyes

Omar Valiño • La Habana, Cuba

Fue hermoso volver. Nos lo dijimos entre los invitados, cuando viajábamos de regreso a casa. Regresábamos de Unión de Reyes, el pueblito de la llanura matancera, donde nació en 1925 Abelardo Estorino. Lo fuimos a enterrar allí en noviembre pasado.

Imagen: La Jiribilla

Esta vez también acudimos sin él. Y fue extraño porque él siempre estaba en su tierra esos días en que Pedro Vera nos convocaba a su anual Jornada de Teatro de Unión de Reyes.La misma llevará, desde esta XIV edición, su nombre “como signo de respeto y elogio a quien fue uno de los hijos más entrañables de esa tierra”, señaló la nota promocional del evento.

Aunque, de otra manera, allí estuvo de nuevo, en las palabras de quienes lo recordamos en las varias facetas de su obra y de su vida, frente a su hermana Zenaida y otros familiares y amigos. En un panel organizado por la Casa de la Memoria Escénica, de Matanzas, intitulado justamente “Espacio Memoria”, Vivian Martínez Tabares repasó constantes estilísticas de su obra dramática y presentó el más reciente número de la revista Conjunto, presta a cumplir 50 años, de la que ella es directora.

Este redactor se refirió al privilegio de conocerlo, a los avatares en torno a las sendas publicaciones, por Ediciones Alarcos, de su Teatro completo, las cuales disfrutó en vida, una dicha que pocos autores cubanos de cualquier género han podido tener. También me referí a las puertas de su hogar, y hasta de su alma, siempre abiertas para recibir a todo el que viniera, joven o viejo, amigo o desconocido, a indagar sobre su notable quehacer en la vida cultural de la nación.

Actores como Wilfredo Mesa y Gilberto Subiaurt comentaron sobre sus señalamientos para que se le cuidara el lenguaje de sus textos. Marcia Cantero, presidenta de la Cátedra Honorífica Abelardo Estorino, leyó un par de páginas manuscritas con que nuestro autor agradeció el establecimiento de aquella en su terruño, como el más grande honor recibido en su vida, y en las cuales concluyó: “un escritor no es nada sin la memoria”.

Mención aparte merece la intervención de Pedro Vera, quien ha sido el eje de estas jornadas y de cuanto pasa en teatro en Unión de Reyes, donde ha sostenido por 34 años uno de los poquísimos grupos del país que radica en un municipio no habanero ni cabecera provincial, su Teatro D’Sur. Vera mencionó a algunos probados estorineanos que no estaban, Amado del Pino y Reinaldo Montero, entre otros. Contó su cercanía con la familia Estorino. Sintetizó, de manera brillante y emocionada, las enseñanzas recibidas de Pepe: la trascendencia del espíritu y del hombre cubano, y un concepto profundo de la vida humana que se tradujo, para él, en cuánto valía la pena vivir, dedicarse al teatro y quedarse a vivir en Unión. Revivió el primer “Milanés”, dirigido por Vicente Revuelta en los 70 en la Casona de Línea, que le recordó al Richard Ciéslak de El príncipe constante, de Grotowski. El Milanés —la obra y el personaje—, que expresa la problemática del artista, del intelectual en un contexto político complejo. Se sirvió del extraordinario abordaje del poeta por Estorino en Vagos rumores para, con sus textos, despedir la sesión entre varios actores.

Imagen: La Jiribilla

Al volver, le confesé, por correo o teléfono, a amigos y allegados, a muchos de los mismos que estuvieron allí hace nueve años, cuando el evento Ochenta Estorinos, la emoción compartida de tenerlo, de otra manera, entre nosotros.

Para continuar ese recuerdo vívido sobre un autor cuya obra puede leerse como “una estructuración de la memoria”, leí, en nombre de la Casa Editorial Tablas-Alarcos, la convocatoria al coloquio Noventa Estorinos.

NOVENTA ESTORINOS

Convocatoria. Primer llamado

La Casa Editorial Tablas-Alarcos, del Consejo Nacional de las Artes Escénicas, junto al Consejo Provincial de las Artes Escénicas de Matanzas, convoca al Coloquio “Noventa Estorinos”, a celebrarse del 28 al 30 de enero de 2015 en La Habana y Matanzas.

El evento conmemorará  los 90 años del dramaturgo cubano Abelardo Estorino, fallecido el pasado noviembre, como continuidad de similar iniciativa de Tablas-Alarcos, con el apoyo de otras instituciones, efectuada en 2005 al cumplir el insigne creador de Unión de Reyes su cumpleaños ochenta.

Se realizará un programa científico, a partir de la lectura y debate de ponencias, intervenciones especiales y paneles en torno a la obra como autor y director de Abelardo Estorino.

El programa artístico contará con representaciones teatrales, presentaciones de libros, exposiciones y lecturas dramatizadas, entre otras iniciativas.

La Casa Editorial Tablas-Alarcos da continuidad con este coloquio a su segmento de eventos especiales, iniciado con “Noventa Virgilios” en el verano de 2002 a propósito de los 90 años del natalicio de Virgilio Piñera, continuado con el mencionado “Ochenta Estorinos”, realizado en Matanzas y con “20 Años Buendía: Teatro y Mundo”, por el vigésimo aniversario del grupo fundado por Flora Lauten. Igualmente, con “Setenta Eugenios”, al cumplir siete décadas Eugenio Hernández Espinosa, y con “Teatro de relaciones: de ayer a hoy”, efectuado en Santiago de Cuba. También en el verano de 2015 se celebrará el “Ochenta Arrufat”, al arribar a sus 80 años el escritor Antón Arrufat.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato