Muestra joven ICAIC 2014

Mecenazgo con sentido común

Cristian Alejandro • La Habana, Cuba
Lunes, 7 de Abril y 2014 (12:17 pm)

Por estos días el Cine Chaplin, el 23 y 12, la Sala Charlot, la Casa del Festival y el Centro Cultural Fresa y Chocolate acogieron las proyecciones y espacios teóricos de la Muestra joven ICAIC 2014 en su 13ra. edición. El evento, en el que se presentaron 56 obras, seleccionadas entre las 178 inscripciones iniciales, y en el cual resultaron premiadas For Dorian (mejor ficción), Velas (mejor documental), Huesitos (mejor animación) e Isla (premio especial del jurado), se confirmó como el principal espacio para la promoción del joven audiovisual cubano, así como escenario catalizador de algunas de las principales propuestas de realización que aquí encuentran atajos y facilidades para su producción.

Destaca entre esos espacios el Haciendo Cine (pitching) u otros de diferentes formatos para productos terminados como Jameson en Corto, el cual habitualmente entrega provechosos premios a las propuestas en competencia (fuera del concurso de la Muestra) de los que algunos de los realizadores ganadores se valen para la producción de otros materiales de mayor vuelo artístico.

Evidentemente, el o la Jameson, como queramos llamarle, la marca del famoso whisky irlandés, se ha erigido en uno de los principales “mecenas” de la Muestra, que como condicionante para su existencia debe autofinanciarse, en consonancia con los nuevos rumbos que toman algunos proyectos en el país y la necesidad de aspirar cada vez menos a subvenciones estatales. De tal manera, el equipo de la Muestra cada año toca puertas y ventanas al tiempo que no pocos muros derriba en la consecución de este evento.

Entidades estatales, cooperativas, privadas, instituciones no gubernamentales y diplomáticas responden al llamado de los organizadores en pos de la materialización del encuentro. Todos ellos, evidentemente, encuentran el gentil y lógico agradecimiento en el catálogo del evento, salvo el “Great taste in film” del Irish whiskey Jameson, que también se apropia de la contraportada de la publicación, las invitaciones a las galas inaugural y de clausura, así como de una gran parte del poster de bienvenida al evento en el Cine Chaplin.

Vale que los patrocinadores del evento encuentren espacios de gratitud por su colaboración, pero ¿que se apropien de la imagen puramente cultural y alternativa que siempre ha distinguido a la Muestra?

Ante las actuales coyunturas y procesos de cambio en la gestión de la economía de la cultura, hace falta un poco más de pensamiento en torno a la relación patrocinador-beneficiario, de modo tal que por mucha colaboración que “bebamos”, no se envicie la imagen de nuestros productos con otras demasiado ajenas o hasta contradictorias con el propósito cultural de estos espacios.

La Muestra debe perpetuarse bajo un esquema de autofinanciamiento (y valga para sus organizadores el esfuerzo en este sentido), pero para no desvirtuar los atributos que hasta ahora la han caracterizado, deberá asumir estas manifestaciones de agradecimiento también desde la mesura.

Sobre estos temas, el Presidente del ICAIC, Roberto Smith, explicó hace un tiempo en una entrevista publicada por La Jiribilla: “…los cineastas discuten con el estímulo de contar con el permanente apoyo del Estado cubano, pero con el compromiso de buscar las mayores posibilidades de autosostenimiento del cine cubano y de nuevas formas de mecenazgo y subvención, sin renunciar a la calidad artística, ni a los objetivos culturales de la gestión de las instituciones y entidades cinematográficas.”

Las transformaciones de la economía abren nuevas oportunidades al audiovisual cubano, sobre todo, porque se ha ratificado la política cultural que ha distinguido a la Revolución durante toda su trayectoria y se ha insistido en el papel insustituible de la cultura en la consecución de los objetivos previstos para el perfeccionamiento de nuestra sociedad. Por lo pronto lo Muestra está, existe entre nosotros y su función social, porque la cumple, se agradece. Pero debe seguir “mostrando” arte vinculado al audiovisual, no productos de consumo que nada tienen que ver con la cultura nacional.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato