El primero de nuestros escritores vivos acaba
de morir

Roberto Fernández Retamar • La Habana, Cuba

Cuando a finales de 1936 murió Miguel de Unamuno, Jorge Luis Borges escribió: “el primero de nuestros escritores acaba de morir”.

Ante la tristísima noticia del fallecimiento de Gabriel García Márquez, se puede volver a decir: el primero de nuestros escritores vivos acaba de morir, deja de estar entre nosotros.

Es una inmensa pena saber que ya no existe. Pero su obra inmensa y múltiple lo va a sobrevivir, no solo en América Latina sino en el mundo.

Imagen: La Jiribilla

Fue uno de los hombres más importantes de la historia de las letras latinoamericanas.

Para Cuba tiene un significado especial, pues estuvo con nosotros en las buenas y en las malas; modestamente, puso toda su grandeza al servicio de la Revolución, lo cual no puede sino conmovernos profundamente.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato