El mítico Juan Quinquin regresa a la pantalla grande

Ailyn Martín Pastrana • La Habana, Cuba
Jueves, 31 de Julio y 2014 (11:39 am)

Luego de haber conquistado el gusto del público tanto en la literatura como en la ficción, Juan Quinquin probará suerte en la animación. En declaraciones exclusivas a Cubacine, el realizador Alexander Rodríguez (Quietud interrumpida, 2007; El hombre que quería, 2013) dio detalles de Las aventuras de Juan Quinquin (2014), producción de los Estudios de Animación del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC).

Este filme se suma al homenaje que le rinde el ICAIC al escritor cubano Samuel Feijóo en el año de su centenario. Además, está previsto el estreno del documental La isla y los signos (2014), de Raydel Araoz, y la publicación del libro Aventuras de Juan Quinquin. Guion de Julio García Espinosa, Ediciones ICAIC, 2014).

Rodríguez adelantó que su cortometraje “es la precuela del libro, explica cómo Juan Quinquin llega al circo. Hay cambios: por ejemplo, Jachero es el caballo que acompaña siempre al protagonista, y no una persona, como en el original”.

En este punto Cubacine interrogó al realizador sobre el posible homenaje a los míticos personajes Elpidio Valdés y Palmiche, creados por Juan Padrón hace varias décadas.

“Es muy típico en las comedias de western italianas que los protagonistas tengan un caballo. No lo pensé como un homenaje, pero si el público lo entiende así no me molesta. Espero que el personaje funcione, como le funcionó a Padrón, que es un maestro”, contestó Rodríguez.

Al decir del realizador de esta versión libre, la película se ubica en la primera década del siglo XX. “En esos años comienza en Cuba la ocupación norteamericana, y hubo mucha influencia del estilo, incluso se construyó un pueblo del oeste, llamado La Julia”.

Para armarse esta visión personal de Quinquin, el cineasta se valió del asesoramiento de la especialista en cultura afrocubana, Natalia Bolívar, pues según puntualizó a nuestro Portal, el filme toma como referencia La Odisea.

“Juan Quinquin tiene un desencuentro con la diosa del cementerio, Obba. Ella lo condena a vagar por una especie de limbo, que me da pie para hablar sobre toda la mitología de los campos cubanos. Él debe pasar por muchas pruebas, para demostrar que es un buen hombre. El público verá que al principio es alguien capaz de robar si tiene hambre, y al final de la historia aprende a pedir, a no tomar lo que no es suyo. Es un ajiaco de mitología africana, con mitología cubana. La gritona, los fantasmas… todas esas figuras se están perdiendo”, adelantó el realizador.

Las aventuras de Juan Quinquin cuentan con un tema original de Israel Rojas, director del dúo Buena Fe; y la música de Vicente Trigo, director del grupo D’ Corazón. “Es la primera vez que Trigo hace música original para cine, y le quedó muy bien, estoy muy satisfecho. Hay western, pero también sientes el punto guajiro, y el son. De hecho, Juan Quinquin canta”.

Los amantes del género estarán complacidos de saber que este material se realizó completamente en papel, “menos la limpieza de los planos, porque agiliza el trabajo. Para mí ha sido una suerte, porque esa es mi escuela”, puntualizó el entrevistado, quien comentó que desde 2010 los Estudios de Animación no producían ningún material con la técnica de dibujo sobre papel. Dicho trabajo ha sido sustituido en el mundo audiovisual por la llegada de la tecnología digital, mucho más barata y rápida.

Los fondos son pintados con acrílico y plasmados en cartulina. En esta parte del proceso Rodríguez contó con la colaboración de Carlos Camero, artista plástico devenido fondista de la película. “Gracias a su trabajo la película se verá diferente, porque personalmente creo que lo digital pierde calidad. Queremos que Juan… se parezca a las películas de antes, cuando los fondos se pintaban, no se diseñaban en computadora”.

Finalmente, Cubacine interrogó a Rodríguez sobre su inclinación por este cuento, que ya ha sido tan exitoso anteriormente. El director confesó ser “pésimo para crear personajes, prefiero adaptar historias. Me es muy fácil, porque solo me preguntó cómo yo vería la película”.

Fuente: Cubacine

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato