Compleja restauración en reconocida obra
de Rita Longa

José Armando Fernández Salazar • Las Tunas, Cuba
Lunes, 29 de Septiembre y 2014 (11:11 am)

De compleja y extensa calificaron los expertos las labores de restauración en la Fuente de las Antillas, obra monumental de Rita Longa emplazada en la ciudad de Las Tunas, conocida como la Capital de la Escultura Cubana.

La obra fue inaugurada a fines de la década de 1970 durante la revitalización del movimiento escultórico cubano que tuvo a la oriental ciudad como epicentro y dio lugar a la realización de bienales, encuentros teóricos y la instalación de más de un centenar de monumentos de autores como José Antonio Peláez, Ángel Íñigo, Guarionex Ferrer, Rafael Ferrero, Sergio Martínez, Alberto Lescay y Herminio Escalona.

La Fuente presenta un avanzado estado de deterioro en su estructura, iluminación y sistema hidráulico, que pone en peligro la mayoría de sus piezas, elaboradas con una arena especial de color rosado, lo que hará muy complejas las labores de restauración por la variedad de elementos que conforman el conjunto escultórico, dijo Nover Olano, escultor y uno de los encargados del proceso constructivo.

Los creadores de Las Tunas laborarán con expertos de la Oficina del Historiador de La Habana, institución que facilitará el acceso a materiales especializados, asesoría de expertos y la realización de pruebas de laboratorio de arqueometría y química, que brindarán más datos sobre la composición de los materiales constructivos y su estado de conservación.

Reynaldo Rodríguez, del Gabinete de Conservación y Restauración, de la Oficina, explicó que las labores se realizarán bajo el principio de conservar la mayor cantidad de piezas originales, además de que se revitalizarán los sistemas hidráulico y lumínico.

Olano, quien se desempeña además como presidente en Las Tunas del Consejo Asesor para el Desarrollo de la Escultura Monumentaria, señaló que la restauración de la obra monumental permitirá formar técnicos para conservar el patrimonio escultórico de Las Tunas, que asciende a más de 120 piezas de grandes dimensiones y unas 300 de mediano y pequeño formato.

La Fuente de Las Antillas recrea una leyenda aborigen relativa al origen del Mar Caribe y sus islas y en ella se aprecian las principales tendencias creativas del estilo de Longa, una de las más importantes escultoras cubanas.

Bárbara Carmenate, crítica de arte, señaló que la autora recibió varias propuestas para emplazar su obra, incluso en Japón, sin embargo el apoyo del gobierno local y el entusiasmo del movimiento de creadores del territorio la hicieron decidirse por Las Tunas.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato