Alexander Abreu amplía espectros

Ana María Domínguez • La Habana, Cuba
Martes, 25 de Noviembre y 2014 (10:46 am)

Alexander Abreu. (6 de septiembre de 1976, Cienfuegos Cuba) Estudió en el Conservatorio y al mismo tiempo desempeñó labores en el movimiento de artistas aficionados. Se graduó en el 1994 en la Escuela Nacional de Arte. Obtuvo el Premio Grammy Latino otorgado al CD La Rumba soy yo. Posee una amplia discografía y ha compartido tanto en escenario como en estudios con Augusto Enríque, Waldo Mendoza, Pablo Milanés, Sarah González, entre otros.

Havana D'Primera: Tuvo su primera presentación el 4 de octubre de 2008. Su director es Alexander Abreu. La banda está influenciada por grandes arreglistas y compositores como Chucho Valdés, José Luis Cortés, Adalberto Álvarez, Juan Formell, entre otros. Y se mantienen esencialmente bajo las raíces de la música afrocubana y el son.

Sorprender a Alexander Abreu en los Estudios Abdala puede convertirse en una experiencia emotiva en pocos segundos. El director de Havana D’ Primera, jovial y atento, no se molesta por la intromisión de quien visitaba este lugar emblemático en la historia de la discografía cubana y, para su asombro: “Pasa, pasa, te invito, siéntate y escucha con nosotros y luego me dices cómo suena esto”.

Y junto a los ingenieros de sonido con los que trabaja todos los días en los últimos meses para lograr su más reciente fonograma, Alexander Abreu comenta sobre sus planes, sueños y proyectos. “Tranquila, conversemos… Yo soy un tipo común, de pueblo, de mi gente. Uno al que le gusta tocar la trompeta y cantar”.

—Pero dejaste a muchos boquiabiertos cuando quisiste hacer las dos cosas, porque hasta hace poco eras instrumentista solamente…

—Eso sí es verdad. Muchos me dijeron que estaba loco pero yo no me acobardé. Lo primero que hice en mi vida fue cantar con Los Chicuelos del Mar, junto a Rosa Campos. Después me olvidé del canto y me dediqué a la trompeta, y cuando decidí hacerlo no tuve muchos problemas porque se me da fácil por la respiración. No me cuido la voz, realmente, porque es que creo que no tengo conciencia todavía de que estoy delante de una orquesta cantando. El labio sí me lo cuido. Lo que pasa es que, ante todo, yo me siento un comunicador, trato de escribir lo que sale del alma y lo canto para dárselo a las personas y que puedan sentirlo igual que yo.

—¿Cuál fue el reto más grande al asumir el canto?

—Tú me preguntas eso y, ¿sabes cuál fue el choque más grande? La imagen… Ahora abundan los muchachos jóvenes, con peinados extravagantes y cuadritos en el abdomen, ropa apretada, cuerpos esbeltos. Mírame bien, yo rompí el esquema, porque soy obeso, negro, calvo, y con 38 años quise hacer esto. Pero me colé en ese poco espacio que se le ha dejado a los que no comparten esa estética. Comenzamos como una orquesta que acompañaría a otros músicos y luego ya quisimos ser nosotros mismos, ya ves, la gente valora mucho más eso.

—¿Cuándo terminas La vuelta al mundo?

—Estamos trabajando mucho en este disco, todavía falta. Es el tercero de la agrupación, tiene 12 temas, entre los que estará incluido Me dicen Cuba, por supuesto, porque ha sido una canción muy importante para nuestra carrera.

“Es un disco muy romántico. Fíjate, hay de todo: palo y rumba, pero será mucho más romántico que Pasaporte. Este está bien concebido, los arreglos están sabrosos. Con la magia de mis ingenieros de sonido todo saldrá bien. El producto final queremos que sea del agrado de todo el mundo.

”Se titula La vuelta al mundo porque tuvimos un 2013 con más de 85 presentaciones de Havana D’ Primera fuera de Cuba y salió esta canción. El 2013 dispuso un 2014 con mucha energía positiva y ahora estamos preparando este disco que nos traerá un 2015 y 2016 muy buenos, con mucho que dar, para que Havana D’ Primera siga su paso.

"Admiro mucho a Mayito y está conmigo en el tema El palo más duro del monte. La escribí hace tiempo pero ahora hicimos esta nueva versión”.

—Con este álbum te estrenas como productor…

—Los dos discos anteriores tuvieron al maestro Juan Manuel Cerito como productor, uno de los que más me ha enseñado en mi carrera musical. Le debo mucho, nos ayudamos mutuamente, y su experiencia salta en esos discos. La vuelta al mundo me propuse producirlo yo mismo para ver cuánto aprendí y disfrutar después los resultados.

“Es difícil, sobre todo porque con el paso del tiempo, los trompetistas perdemos capacidad auditiva, se nos deteriora un poco por el trabajo en el estudio, los sonidos altos…; pero eso no es impedimento, porque la música y la vibra te llegan. A muchos músicos les pasa, lo sufrimos pero se puede seguir cantando, tocando”.

—A pesar de que a Alexander Abreu ya se le conoce mucho, ¿sigues sintiéndote un tipo común?

—Por supuesto que sí. Me gusta tocar la trompeta y cantar pero soy del pueblo. Ahora vivo momentos muy bonitos con la gente que nunca imaginé que viviría. A veces no se mide el alcance de la música y de que te conozcan. Cada vez que camino, las personas me detienen, me piden fotos, me hablan.

“Soy de los artistas que le doy la cara al público. En mis conciertos me gusta terminar entre la gente, saber qué piensan, qué sienten. Cada vez que subo al escenario pretendo descargar todo lo positivo que llevo dentro. Si no transmito toda la energía que traigo me siento triste.

”No pensé que me pasaría esto, pero la vida me lo ha regalado. Ahora puedo demorarme media hora en un trayecto que antes me tomaba diez minutos, pero me siento bien así”.

—¿Tienes otros proyectos?

—Terminar La vuelta al mundo y luego trabajar en un disco de música de concierto que estamos pensando muy bien. Quiero llevar la orquesta a otro nivel, dejar el sello como lo han dejado Irakere, Afrocuba, Opus 13, NG la Banda; que han hecho música bailable y han ampliado su espectro.

“Teniendo en cuenta el nivel musical de quienes integran Havana D’ Primera, creo que es tiempo de hacer este CD, llevar la orquesta a otro nivel y a otros escenarios… Pero ahora quédate un rato más, oye esto cómo suena y dime qué opinas”.

Ver más en: Cubahora

 

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato