Notas al fascismo corriente

Rápidos y furiosos

La Jiribilla • La Habana, Cuba

Apenas una semana después de ser dado de alta de una institución mental, Lavall Hall, de 25 años, esquizofrénico y bipolar, tuvo una recaída y su madre, necesitada de ayuda para controlarlo, llamó a la policía. 

Los agentes de Miami Gardens encontraron a Hall en el patio de su casa, y al verlo armado, le dispararon con una pistola Taser y después, como aún se resistía, lo balearon, resultando muerto en la escena. Testigos del incidente afirman haber visto que “yacía con su cara hacia abajo y esposado”.

El arma que portaba Hall era un palo de escoba.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.

Más información sobre opciones de formato