Cheburashka (animado)
Diestrov contra el lobo:

El comienzo de la rebelión

Ernesto Pérez Castillo • La Habana, Cuba

Una vez, en los primeros setenta, llegué con mi familia de noche al Capitolio.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

Nuestros años felices

Mario Jorge Muñoz • La Habana, Cuba

Me creerán loco —quizás el ser zurdo me ha convertido en “rosca izquierda” por naturaleza—, pero pienso que mis hijas hubieran crecido “más sanas” bajo la influencia de los llamados “muñequitos rusos” que con la retahíla de animados violentos y tan poco educativos que hoy proliferan por doquier.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)
Muñequitos “rusos”

Tavarishes de la nostalgia

Pedro de la Hoz • La Habana, Cuba

No sé si lo dijo, pero tratándose de Enrique Arredondo pudo suceder. Bajo la piel del ampuloso Bernabé en un espacio humorístico de la televisión, muchos aseguran que amenazó a un niño majadero: “Si no te portas bien, te pongo a ver muñequitos rusos”.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

Bolek y Lolek, atrapados con salida

Por mucho que me apuré, no pude llevarme esta vez a casa un bolso o una camiseta con la imagen de Bolek y Lolek. No estaba en Varsovia ni me había montado en una máquina del tiempo para viajar a finales de los años 70 cuando vi por primera vez a los simpáticos personajes de una serie de dibujos animados polacos.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

Diez gigas de “muñequitos rusos”

Para Guidito y Adrián, Lolek y Bolek

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

Chamakovich y sus nostalgias

Dainerys Machado Vento • La Habana, Cuba
Fotos cortesía de Darwin Fornés
 
Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

La nostalgia heterodoxa y otros argumentos

Joel del Río • La Habana, Cuba

Nunca me ha convencido del todo aquella sentencia de que la nostalgia es por esencia reaccionaria, paralizadora, y mucho menos creo, porque me lo demuestra día a día la práctica, que todo sentimiento de añoranza por un pasado mejor implique postración, retroceso, inercia.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

Homenaje a los Muñequitos rusos

Léster Vila Pereira • La Habana, Cuba

Recuerdo que cuando era niño, sentarme a las seis de la tarde frente al KRIM 218 de mi casa era un rito inviolable. Uno llegaba de la escuela y se olvidaba de las tareas del día, de cualquier responsabilidad, porque por delante, en la pantalla de televisor ruso, teníamos una hora de dibujos animados o, lo que es lo mismo, de muñequitos.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)

Gustavo y sus secuaces

Más por comodidad que por razones políticas, quienes estuvimos expuestos al fenómeno —escribo esto y tengo la imagen de un furtivo gigante comunista con un gabán rojo, que entreabre a la vista de los escolares inocentes para exhibir sus vergüenzas— llamamos muñequitos rusos a todos, fueran polacos, alemanes, checos, húngaros o efectivamente rusos.

Edición Nro. 641 - Tavariches de la nostalgia (17 de agosto al 23 de agosto de 2013)
Distribuir contenido