Cleva Solís

Selección de poemas

Festejos para el dolor

¡Allí —el martillo
golpea con furia
a través de los aposentos del cuerpo,
y entra en el temor de Dios
como el clavo del crucificado
en la madera del infinito!
La música de las lágrimas
procede de su diamante,
de la claridad sombría
del encendido carbón
de pinturas y barnices.

¿Quién se detiene a amar
el paisaje de un golpe?

Edición Nro. 697 - La revolución sonora (20 de septiembre al 26 de septiembre de 2014)
Distribuir contenido